jueves, 1 de diciembre de 2011

El proceso de Evaluación/Medición de las actitudes.

El proceso de Evaluación/Medición de las actitudes.


Como definición de las actitudes, se acepta que las mismas pueden ser objeto de aprendizaje.   En tal sentido, puesto que se pueden, se pueden enseñar, y aquello que es objeto  de enseñanza /aprendizaje debe ser también evaluado." (Bolívar, 1995:54).

 En el campo de las actitudes la evaluación no es ni ha sido un proceso sencillo, su medición se centra en determinar la cuantificación en la medida de sus componentes, con la pretensión de impregnar el proceso de objetividad e imparcialidad.  Sin embargo, cabe destacar que la complejidad de dicho objeto de estudio no permite la determinación  de una medición exacta.

 El estudio y análisis de las actitudes desde la perspectiva de sus componentes comporta una visión amplia, cualitativa y naturalista  basada en el empleo de métodos observacionales y técnicas de carácter narrativo-descriptivo que permiten connotar al proceso de su evaluación, como medio para la obtención de evidencias sobre el significado de los hechos y situaciones que las determinan y de las posibilidades de establecer medidas de reajuste y/o mejora. No obstante el hecho de adoptar un enfoque cualitativo en el estudio de las actitudes, no excluye la posibilidad del uso de técnicas e instrumentos cuantitativos a los cuales, a pesar de no poderle atribuir mayor objetividad de la que tienen, enriquecen el proceso de triangulación de la información y proporcionan bases para la validación del estudio.

En función a los aspectos señalados, se acepta que el estudio y análisis de las actitudes desde sus componentes, constituye un proceso de evaluación que alberga a su vez la medición de evidencias de las mismas. 

Autor: María Fernanda Umanzor

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada